Translate

martes, 26 de enero de 2016

Comer verde, más allá que convertirse en vegano

comer-verde-vegano-saludable


Cuando los años amenazan con las primeras arrugas, luego de haber visto algunos vídeos del maltrato que reciben los animales de granjas de criaderos, de incursionar fuertemente en la culinaria experimental y de tener un esposo que adora los vegetales, he reflexionado sobre la importancia de consumir alimentos verdes, rojos, amarillos, anaranjados, morados y demás colores que tienen los vegetales. 

No abordaré este post como una invitación a que te hagas vegetariano, sino como una reflexión sobre tu dieta diaria y la forma como esta afecta tu vida, porque sí, inevitablemente somos lo que comemos, tan así que nos sale por los poros y terminamos oliendo a los productos que más comemos.

Para los que crecimos con una dieta con predominancia de la proteína animal y los carbohídratos, sabemos lo difícil que es empezar a apreciar las ventajas que nos ofrecen los vegetales cuando entran en nuestro plato. Pero es posible y más que posible es necesario, porque son una maravillosa fuente de azucares, proteínas, calcio, hierro, yodo, vitaminas, agua... osea todo lo que necesitamos para llevar una vida saludable.

Particularmente a mi me encantan los platos llenos de colores y esto solo lo logro cuando pongo muchos vegetales en mis comidas, de manera que al hacerlo además de tener una dieta balanceada soy una persona más feliz con lo que está comiendo.

En días pasado estaba viendo una guía para vegetarianos principiantes (buena opción para encontrar nuevas recetas) y me gustaron tres palabras que ellos usaron porque describen muy bien lo que se puede hacer cuando tienes nuevos ingredientes en tu cocina o nuevas opciones para trabajar con ellos.

Re-inventa





comer-verde-vegano-saludable

Si te gusta cocinar, aunque sea un poco, y tienes la oportunidad de hacerlo, crear nuevos platos es realmente maravilloso, pero ésto solo lo logras cuando tienes más ingredientes o más ideas para hacer con esos ingredientes, cuando no te quedas con el tradicional pollo frito o al horno, que todos conocen sino que te ganas unos aplausos y felicitaciones por tu nueva creación.

Para esto te recomiendo que mires algunas guías de comida vegetariana, en las cuales encontraras grandiosas opciones para preparar con tus vegetales. Alguna de mis recomendaciones son: 




Y así como esas hay muchísimas más opciones, que te permiten abrir tu espectro de posibilidades, diversificar tu alimentación y comer de una forma más saludable.

Re-vitaliza


comer-verde-vegano-saludable

Aprovecha los componentes que tienen los vegetales y las frutas y potencia la necesidad que tiene el cuerpo de ellos. Infórmate sobre las bondades que tienen los vegetales, legumbres, cereales, frutas y demás alimentos, los cuales so una magnifica una fuente natural para revitalizar tu cuerpo.

Sabias que llevar una dieta saludable con el consumo de pequeñas meriendas con frutas o ensaladas ayuda a bajar de peso de forma natural; o una cena sin carnes te permite tener mejor sueño. Es más que conocido que: comer bien, dormir y ejercitarse son las tres grandes medicina que necesita el cuerpo. 

De igual forma, una vez que has decido incrementar el consumo de otros alimentos es importante que tengas en cuenta la combinación que haces de ellos, porque comerlos mucho o comerlos revueltos no es lo mejor si están pensando en tener una dieta saludable, este artículo habla al respecto La combinación de los alimentos

Re-descubre 

comer-verde-vegano-saludable
Descubre nuevos sabores, nuevos olores, nuevas texturas, nuevos opciones. Si das un vistazo a la cocina mediterránea, china o italiana, te vas a sorprender como aprovechan al máximo en muchos de sus platos, las bondades de los vegetales, y lo mejor es que son recetas sencillas de preparar. 

Puedes volver tu cocina internacional, llevando a tu mesa y ofreciéndole a tu familia y a tus invitados oportunidades de vivir desde allí sabores y olores del mundo entero. 

No tienes que hacerlo todo de golpe, la experiencia me ha enseñado que lo importante para iniciar es tener la voluntad de querer hacerlo y de comprender la importancia de una alimentación saludable, para luego ir dándote la oportunidad de probar y disfrutar de esos nuevos sabores. Con el tiempo serás más feliz cuando tu carrito del mercado vaya repleto de colores y tu con una cara de felicidad absoluta, no solo por lo que compraste sino también por como te sientes. Es más, si eres de los que realmente le gusta experimentar también tienes en tus manos una buena opción para terminar cultivando de forma orgánica en tu patio trasero o terraza, algunos de tus propios vegetales. 


¡Tu cuerpo te lo agradecerá!



Si no lo has hecho aún, te invito a suscribirte a Este día y recibir consejos, tips y reflexiones a través de nuestro boletín semanal.

Benchmark Email

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cuéntame que te ha parecido esta publicación