Translate

lunes, 18 de enero de 2016

Eres el responsable de tu vida

eres el responsable de tu vida

En días pasado asistí a un evento en el que se hablaba sobre la responsabilidad que tenemos sobre nuestra vida. Decía la psicóloga (no recuerdo su nombre) quien llevaba la charla, que si bien nuestro pasado determina en gran medida el presente, somos nosotros quienes decidimos que el futuro siga siendo igual.

Todos tenemos sueños frustrados, todos hemos dejado cosas sin hacer, incluso para muchos las circunstancias del momento le arrebataron oportunidades que en definitivo cambiaron sus vidas. Es así como analfabetas o personas con poca escolaridad, inválidos, mutilados, personas con discapacidad física o mental, enfermos, entre otro más, ha causa de esas circunstancias han visto como sus destinos han tomado otro rumbo.

Pero también es cierto que la capacidad de cada persona está en su interior, en el coraje para hacer que su vida valga la pena. Con frecuencia encontramos en internet y en la vida diaria ejemplos de personas a quienes sus limitaciones físicas no le han puesto límite a sus sueños y a su espíritu vencedor y eso ha sido porque asumieron la responsabilidad de sus vidas.

vida responsable
Decía la psicóloga de la charla en el evento, "hay que dejar de arrastrar las piedras de nuestro pasado porque son esas piedras las que hacen que nuestra existencia sea tan pesada y un poco más cada día". Si bien alguien o algo tuvo responsabilidad directa en lo que pasó eso no significa que debas seguir viendo tu vida desde ese referente, eso solo te servirá para justificar la amargura, la tristeza y el fracaso del presente, pero los cuales han sido decisión tuya. Ahora, en este momento, y desde que nos hicimos conscientes más que adultos somos responsables de nuestra vida y seremos nosotros los únicos que decidamos eso; somos responsables de que nuestros sueños se hagan realidad y que el vivir sea un verdadero regalo del que se disfruta.



¿Para qué quejarse? Si lo piensas un poco no sirve más que para incrementar tu tormenta, para evadir la responsabilidad de tu vida, porque en este momento ya no son tus padres, la violencia, el conductor borracho, tus familiares, o cualquier otro, que en su momento influenció para que se diera esa situación que te llevó a vivir esa experiencia, sino tú y sólo tú quien tiene la responsabilidad. Es importante que te veas a ti mismo como un vencedor a quienes los problemas de la vida le han dado una lección con la que puedes enseñar a otros a salir adelante.

Irene Villa, en su libro "Nunca es demasiado tarde princesa" da una bonita lección de superación, la cual surge como producto de su experiencia personal, porque ella también es una superviviente de la vida, quien no se rindió y aprendió a hacer de su vida una estancia feliz. También conozco de primera mano a una persona muy especial, una mujer vencedora, para quien vivir ha sido una lucha constante, sus entradas al hospital triplican su edad, quien ha visto aplazados sus sueños, pero que no ha dejado pasar una sola oportunidad para vivir su vida, para disfrutarla, para irradiar con su felicidad.

vivir-triunfar-amarse

Hay que dejar expresiones como: es que si yo estuviera... Es que si a mi me hubieran... Es que no puedo... Porque solo es una justificación que ya se quedó sin fundamentos. Cuando vives tus sueños a plenitud, no tienes tiempo de descansar a ver tus derrotas. Te propongo poner tus sueños en una lista, a hacer la lista de las cosas que deseas hacer y a ser responsable de cumplirlas, verás como esa lista crece, pero especialmente sentirás la satisfacción de haber logrado superar tus propias limitaciones.

Siembra en tu corazón la importancia de estar vivo, de sentir el valor incalculable de vencer tus miedos, de cumplir tus sueños. Especialmente cuando sabes que tienes todas las posibilidades de lograrlos porque tu meta la pones tú. 


"No mutiles tu vida,  vívela por ti y de forma responsable."







Si no lo has hecho aún, te invito a suscribirte a Este día y recibir consejos, tips y reflexiones a través de nuestro boletín semanal.

Benchmark Email

1 comentario:

Publicar un comentario

Cuéntame que te ha parecido esta publicación